LA YENKA

Democracia en el PP

DERECHA. Me bailo hoy una dubitativa Yenka con los siete candidatos a la presidencia del Partido Popular. Ansioso me encuentro de conocer qué tal le va a sentar a los populares el uso de las costumbres democráticas, si les funcionará como el bálsamo de Fierabrás o, por el contrario, volarán aún más puñales por el aire. Toda un incógnita eso de mezclar democracia con PP.

Estándar
LA YENKA

“Caos en España”

ATRÁS. Bailo hoy una Yenka multitudinaria con todas esas personas que como actores o como expectadores siguen el fútbol con una pasión excesiva. Y es que lo de Lopetegui ha sido todo un despropósito en el que la directiva del Real Madrid, el propio seleccionador y el presidente de la federación española han actuado de pena, responsables de comunicación incluidos. Y entre toda esa panda de pésimos gestores de los hechos, incluyo a algunos periodistas deportivos, de los que me duele destacar a quien tituló “Caos en España” en la portada de un periódico europeo a raíz del desmadre acaecido. Aunque de todos estos “hooligans” descerebrados tampoco se puede esperar mucho.

Estándar
LA YENKA

A palos con el PNV

DERECHA. Hoy no sé si bailar la Yenka con el salvaje Rafael Hernando o con el Euzkadi Buru Batzar en pleno, ante las ansias de venganza del PP contra el PNV por lo que consideran una traición, al apoyar a Pedro Sánchez una vez conseguidas las prebendas durante la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado. Utilizarán los peperos el Senado para tocarles los cataplines a los vascos, aunque una vez de vuelta al Congreso, los PGE puedan volver a ser aprobados como estaban. Mal perder, dirán unos. Roma no paga a traidores, vociferarán otros.

Estándar
LA YENKA

El dinero siempre tiene miedo

DERECHA. Me toca hoy bailar una Yenka, rodeado de billetes, bitcoins, acciones y otros dineros, con todos esos miedosos que prefieren una estabilidad política de vergüenza a una nueva etapa más limpia y transparente. Es bien sabido que el dinero hace sentir pavor a sus dueños ante cualquier amenaza de riesgo, por falsa que esta resulte ¿O es que los españoles ricos no ganaron dinero con gobiernos de izquierda?

Estándar
LA YENKA

Mando a distancia

ATRÁS. No sé si irme a Berlín -ciudad que adoro- a bailarme una Yenka con Carles Puigdemont, para que me enseñe ese mando a distancia que pretende utilizar para gobernar Cataluña desde su forzado refugio alemán. Con sus “clics” pretende que el más inteligente, culto, fanático y terrorífico pseudopresidente que el Parlament ha nombrado, ponga en marcha la locura independentista, caiga quien caiga, ciudadanos catalanes incluidos. Una locura bicéfala, xenófoba e injusta, que castiga a quienes ayudaron a desarrollar su región hasta hacerla rica y que ahora les insulta y les discrimina.

Estándar
LA YENKA

Bonito, todo me parece bonito

DERECHA. Me bailo hoy una Yenka “raphaelina” con el romántico y cegato presidente del gobierno Mariano Rajoy, que para salir del paso a preguntas de periodistas que no son de su agrado, manifiesta que todo le parece bonito, hasta el extremo de no recordar asunto alguno que no lo sea. Este tipo no evacua bien.

Estándar
LA YENKA

Eduardo Inda, mamporrero del día

ATRÁS. Me bailo hoy una Yenka repugnante con el hasta ahora corsario y ya declarado mamporrero mayor del día, Eduardo Inda, que no ha tenido la mínima dignidad para evitar que salieran a la luz los excrementos de las cloacas del Estado. La publicación de un vídeo sobre la actitud cleptómana de Cristina Cifuentes es una marranada, que para conseguir objetivos políticos no se para en destruir a la persona. No por esperado de tan oscuro personaje, resulta menos deleznable. Asco.

Estándar